El futuro de Internet

El futuro de Internet

Internet, la «web» como la conocemos, tiene ahora menos de 5,000 días de edad. En todo este tiempo todo lo que estamos viviendo, es increíble, desde las redes sociales, al poder ver el planeta desde un satélite, hace solo 5.000 días no nos lo hubiéramos creido.

Hace 10 años, si nos hubiera dicho que todo esto venía, hubiéramos dicho, que era imposible. Simplemente no existe modelo económico que lo hiciera posible. Y si nos hubiera dicho que además era gratis, pensaríamos que era un sueño. Y sin embargo aquí está!

Todos pensábamos que internet sería como la televisión, pero mejor. Pero no!. Por ejemplo, Wikipedia, algo que era simplemente imposible. Imposible en teoría, pero posible en la práctica. Si tomamos todo lo que era imposible, creo que una de las cosas que estamos aprendiendo de esta era, de la última década, es que debemos mejorar en creer lo imposible, porque no estamos preparados para eso.

Entonces ¿qué pasará los próximos 5,000 días?. Primero pensemos en lo que estamos haciendo, estamos construyendo una gran máquina entre todos!. Todos los ordenadores, aparatos pequeños, móviles, portátiles, servidores –lo que estamos haciendo básicamente es conectarlos entre sí, obteniendo una “súper” máquina. Si solo hay una máquina — y nuestros dispositivos portátiles son pequeñas ventanas hacia esta “máquina”, pero que estamos básicamente construyendo una sola, máquina global.

Entonces comencé a pensar en eso. Y resultó que esta máquina es la máquina más fiable que hayamos fabricado jamás. No se ha caído nunca, funcionando ininterrumpidamente y no existe casi ninguna otra máquina que hayamos fabricado que funcione el número de horas, sin interrupción, como esta,  es simplemente increíble.

Entonces traté de sacar medidas básicas. ¿Cuáles son las dimensiones de esta máquina? Y comencé por calcular los miles de millones de clics alrededor del mundo en todos los ordenadores. Hay 100 mil millones de clics por día y 55 trillones de links entre todas las páginas del mundo.

Comencé a pensar más acerca de otro tipo de dimensiones, hice una lista rápida de otros elementos de la máquina: hay mil millones de chips de ordenadores conectados y dos millones de correos por segundo, 170 cuatrillones de transistores, 55 trillones de links de correos viajando a 2 mega hertz, mensajes de texto a 31 kilohertz, 246 hexabytes de almacenamiento, y nueve hexabytes RAM. El tráfico total está viajando a 7  terabytes por segundo. Es simplemente una máquina enorme que utiliza el 5 por ciento de la electricidad global.

Encontré que 100 mil millones de clics por día y 55 trillones de links, es casi lo mismo que la capacidad de procesar de nuestro cerebro. Un cuatrillón de transistores es como el número de neuronas. Por supuesto la memoria es enorme, pero en una primera aproximación, el tamaño de la máquina es y su complejidad, se podría equiparar a algo como el cerebro. Porque incluso, es así como funciona el cerebro de la misma forma que la red. Sin embargo, tu cerebro no se está duplicando cada dos años. Entonces si decimos que esta máquina que hemos fabricado, es como un cerebro humano, si estimamos la velocidad a la que crece, de ahora en treinta años, habrá seis mil millones de cerebros humanos. Para el 2040, el procesamiento total de esta máquina excederá la capacidad de procesamiento de la humanidad!

Hay tres consecuencias de esto. Primero, que básicamente lo que está haciendo esta máquina es tomando cuerpo. Y eso es lo que haremos en los próximos 5,000 días. La segunda cosa es que estamos reestructuraremos su arquitectura. Tercero, seremos completamente co-dependientes de esta.

Todo dispositivo acabará conectándose a la red,  todo pasará por ella. De hecho ya está pasando, por ejemplo, con los teléfonos.  Se han convertido en dispositivos móviles de la red, y en breve les seguirán otros, como la TV, los coches, cualquier artículo de consumo a través de la tecnología RFID.

Este concepto revolucionará la economía, porque gran parte del costo de manufactura de un producto será la inteligencia y los electrones en el interior (para poder conectarse a la máquina), y no los materiales. La economía realmente será la unión entre lo físico y lo digital, donde la información interior, y la naturaleza digital de las cosas dentro del mundo material. A donde vamos es hacia la convergencia entre lo atómico y lo digital.

Una de las consecuencias de esta nueva economía será la convergencia de los medios, donde TV, cine, internet y medios físicos, se convertirá en una plataforma de medios única. Y aunque hay muchas diferencias en algunos sentidos, compartirán más y más entre sí. Las copias físicas dejarán de tener valor, a favor de la inmediatez y la personalización total.

Como dijo Herbert Marshall McLuhan «Las máquinas son extensiones de los sentidos humanos» y ahora «Los humanos  serán los sentidos de las máquinas extendidos» en cierta forma. Entonces tenemos un trillón de ojos, orejas y manos, por medio de todas nuestras fotos y cámaras.

Las etapas de internet serán:

  1. El primer paso que hemos visto de Internet es conectar todos los ordenadores, creado la red.
  2. La segunda etapa donde estamos ahora es la idea de conectar páginas y enlaces. Si quiero entrar a la página web de una línea aérea, Iba de mi ordenador, a un sitio FTP, y luego al ordenador de la aerolínea. Ahora tenemos páginas, la unidad se ha resuelto en páginas, entonces una página conecta a otra. Y si quisiéramos seguir y reservar un vuelo, vamos a la página de la aerolínea, el sitio web de la aerolínea, y me conectaría con esa página. Lo que compartimos son conexiones, entonces debemos estar abiertos a conexiones
  3. Estamos entrando al la tercera etapa, en donde conectamos los datos. Lo llamare «La Máquina». Vamos de máquina en máquina, de página a página, de datos a datos. En vez de conectar página a página, vamos a conectar de una idea a una página a otra idea, en vez de a otra página. Entonces algo resolverá la información acerca de una persona en particular, todos tendremos identificación única. Cada persona, cada elemento, tendrá algo que será muy específico, y conectará a una representación específica de esa idea o elemento. Cuando me conecte en el futuro, me conecto a mi vuelo, mi silla, sabiendo donde vivo. Actualmente, hay millones de sitios sociales en la red. Cada vez que entras, debes decir quién eres de nuevo, y quiénes son tus amigos. ¿Por qué deberíamos hacer esto? solo deberíamos hacer eso una vez, y deberían saber quiénes son tus amigos. Esto es lo que queremos, todos los amigos identificados, todos estos datos deberían trasmitirse y solo se debería hacerse una vez. A eso es a lo que nos estamos moviendo ahora. Para ello hemos de estar preparador a compartir todo en todo en todo momento a todos!.
  4. Finalmente hay una cuarta cosa que no hemos cubierto todavía, que no veremos en los próximos 10 años o 5,000 días pero pienso que a eso es a donde vamos. Es lo denominado “el internet de las cosas”. La idea es muy simple pero su aplicación es difícil. Si todas las latas, libros, zapatos o partes de un vehículo estuvieran equipados con dispositivos de identificación minúsculos, la vida cotidiana en nuestro planeta sufriría una transformación. Ya no existirían cosas fuera de stock o productos perdidos, porque nosotros sabríamos exactamente lo que se consume en el otro lado del planeta. El robo sería una cosa del pasado, sabríamos donde está el producto en todo momento. Lo mismo se aplica a los paquetes perdidos.

Si todos los objetos de la vida cotidiana, desde el yogur a un avión, estuvieran equipados con etiquetas de radio, podrían ser identificados y gestionados por equipos de la misma manera que si lo fuesen por seres humanos. Con la próxima generación de aplicaciones de Internet (protocolo IPv6) se podría identificar todos los objetos, algo que no se puede hacer con IPv4, el sistema actualmente en uso. Este sistema sería, por tanto capaz de identificar instantáneamente cualquier tipo de objeto.

El Internet de las cosas debe codificar de 50 a 100.000 millones de objetos y seguir el movimiento de estos. Todo ser humano está rodeado de 1.000 a 5.000 objetos!

En consecuencia, en un futuro no muy lejano, seremos co-dependientes de la “máquina”, siempre estará ahí!. La personalización total en este nuevo mundo requerirá total transparencia, ese será el precio. Si queremos total personalización, deberemos ser totalmente transparentes. Al principio nos resistimos, diciendo » Oh, es horrible». Pero poco a poco nos acostumbraremos, dado que los beneficios son increíbles!

Pensemos en la dependencia que tenemos en esta otra tecnología, la llamada alfabeto, y escritura, somos totalmente dependientes de esta, y ha transformado la cultura y la manera de comunicarnos. No nos podemos imaginar sin el alfabeto y la escritura. Entonces de la misma forma, no nos imaginamos conectados todo el día a esa “máquina”. Pero cuando 6 mil millones de personas estén conectadas, con todo lo que nos rodea, constantemente, compartiendo todo, en un lenguaje de ida y vuelta, nuestras vidas y la economía cambiarán drásticamente. Tendrá una inteligencia increíble, anticipará lo que haremos y lo que querremos,  en un buen sentido será mucho más personalizada, nos conocerá, y eso es bueno. El precio será la transparencia y la ubicuidad en términos de estar en todo el entorno, y estaremos en la mitad de esto, todos los dispositivos serán portales hacia esto.

Sin duda nos esperan unos años fascinantes, donde la transformación de nuestro entorno será más rápida y profunda que la transformación industrial.

Deja un comentario

¿Te ha gustado? Comparte este contenido
Compartir en linkedin
LinkedIn
Compartir en facebook
Facebook
Compartir en whatsapp
WhatsApp
Más artículos

Te puede interesar...

No hemos podido validar su suscripción.
Se ha realizado su suscripción.

Suscríbete a nuestra newsletter para recibir nuestras novedades.

Usamos Sendinblue como plataforma de marketing. Al hacer clic a continuación para enviar este formulario, consiente que la información proporcionada sea transferida a Sendinblue para su procesamiento de acuerdo con sus términos de uso