El metaverso y su impacto social

El metaverso, como muchas innovaciones, está envuelto en misticismo y escepticismo. Los defensores creen que el metaverso será revolucionario y transformará por completo la forma en que trabajamos, compramos, socializamos y jugamos. Otros son más escépticos y ven una moda pasajera que atrae a jugadores y celebridades. Pero nadie, como de costumbre, está pensando en el impacto social y medioambiental.

Según un reciente estudio de McKinsey, la mayoría de los consumidores estadounidenses ya conocen y se relacionan con alguna forma de metaverso, y muchos esperan que se convierta en una parte importante de sus vidas, realidad que vaticino se extenderá a nivel global en los próximos años. Con lo que podríamos afirmar las siguientes conclusiones:

El metaverso ya es el presente

El 55% de los encuestados dijeron que habían oído hablar de al menos una plataforma de metaverso existente, como Roblox, Fortnite o Decentraland. Curiosamente, casi el 30% dijo que había usado o jugado al menos un juego de metaverso.

El metaverso no es una moda

Más del 20% de la población, dice que pasará más tiempo online haciendo ejercicio, trabajando, leyendo y comprando en el futuro. Además, el interés de las personas en actividades y experiencias digitales inmersivas está creciendo. De hecho, aproximadamente el 10% de la población ya probó la realidad aumentada y la mayoría disfrutó más que la alternativa de la vida real.

El metaverso no es para jugadores

Si bien los juegos siguen siendo una de las principales experiencias, los consumidores buscan cada vez más entretenimiento y compras en el mundo virtual. Uno de cada cinco usuarios del metaverso ha asistido a eventos virtuales en vivo, como conciertos y festivales de cine. También preguntamos a los consumidores qué actividades digitales inmersivas podrían interesarles en el futuro. El 40% dijo que estaba interesado en jugar juegos sociales con otros en realidad virtual (VR) o AR; esto ocupó el noveno lugar en una lista de actividades futuras. Los intereses más populares incluyen compras inmersivas, reservas, aprendizaje, viajes y socialización:

Se puedes ganar dinero en el metaverso

Los consumidores, en promedio, gastan 219$ al año en activos digitales, de los cuales más del 30% son activos relacionados con el metaverso, como compras en juegos, mejoras virtuales y tokens no fungibles (NFT). Los consumidores esperan que su gasto en activos digitales relacionados con el metaverso aumente en los próximos cinco años, con un 11% buscando gastar más en compras dentro del juego .

También esperamos que los hábitos de gasto en el metaverso cambien con el tiempo, a medida que la Generación Z envejezca y gane más poder adquisitivo. Actualmente, los millennials son los que más gastan en activos digitales relacionados con el metaverso, con un gasto promedio de 151$ en el último año. El gasto de la Generación Z muestra una división: en general, gastan 47$ por año, pero los consumidores mayores de la Generación Z empleados gastan un promedio de 107$ en activos relacionados con el metaverso.

El metaverso debería generar un impacto social positivo

Cualquier innovación que evite desplazamientos y movimientos de personas, movidos por energía fósil es positivo, si además le sumamos a este hecho que el metaverso, no discrimina por sexo, raza o religión, al ser un “avatar” el protagonista, a la vez que rompe todas las fronteras físicas para trabajar y aprender, podemos estar enfrente de una revolución en la manera de democratizar el impacto al acceso al talento y la formación, sin precedentes. Tan solo cabe esperar que tanto el uso de la información, su almacenamiento y tratamiento, se haga de manera ética y sostenible, a la vez que expulse a los de “siempre” que solo pretenden enriquecerse sin ningún propósito.

Está claro que estamos solo al comienzo del metaverso tal como lo conocemos hoy. A medida que se amplíe la experimentación, habrá una explosión de ideas creativas y comercialmente viables que transformarán la forma en que trabajamos, jugamos, nos conectamos y participamos. Las marcas deberán definir su estrategia de metaverso, y la decisión sobre qué camino tomar dependerá de lo que crean sobre la adopción, la oportunidad y la inversión requerida.

Una cosa es segura: cualquiera que sea la forma que adopte el metaverso, los consumidores serán la fuerza impulsora detrás de esta evolución, y espero sea con impacto positivo.

Fotografía de Tima Miroshnichenko.

Deja un comentario

Más artículos

Te puede interesar...

No hemos podido validar su suscripción.
Se ha realizado su suscripción.

Suscríbete a nuestra newsletter para recibir nuestras novedades.

Usamos Sendinblue como plataforma de marketing. Al hacer clic a continuación para enviar este formulario, consiente que la información proporcionada sea transferida a Sendinblue para su procesamiento de acuerdo con sus términos de uso