España, debería ser líder global en impacto social y medioambiental

Tras 200 años de bonanza económica y social, la humanidad ha sabido desarrollar un sistema social y productivo que ha permitido crear un progreso sin precedentes en todo el mundo.

No obstante, ese mismo modelo de progreso, ha generado algunos desajustes que no podemos obviar, y de los cuales hay dos que nos inquietan de manera significativa.

El primero es la degradación del medio ambiente. De 1970 a 2020 hemos pasado de consumir los recursos naturales que el planeta nos ofrecía a sobre explotarlo hasta necesitar 1,6 planetas para abastecer los recursos que necesitamos para satisfacer nuestras necesidades consumistas (¡En el caso de España la cifra se eleva a 3,5!). Es decir, estamos sobre explotando los recursos naturales por nuestro afán de consumismo desmedido.

El segundo tema inquietante es la desigualdad entre ricos y pobres. De los 7.000 millones de personas que somos en el planeta, el 0,7% tienen el 45% de la riqueza global, mientras que el  71%, solo tienen el 3%.

Una de las claves para poder solucionar estos problemas, que la ONU los ha clasificado en los ODS (Objetivos de Desarrollo Sostenible), es la involucración directa, no solo de los gobiernos e instituciones, sino especialmente de la sociedad civil, las empresas y autónomos.

España, que es un referente mundial en solidaridad y uno de los países más ricos del mundo, tiene una gran capacidad de generar impacto social positivo. Esto es por su cultura, entramado empresarial, escaparate mundial y turístico y por la capacidad de generar recursos económicos.

España debería ser un protagonista “activista” en este aspecto, comprometiéndose con sus ciudadanos para ser parte activa de iniciativas sociales y medioambientales, así como ser “ejemplo” a través de sus empresas, instituciones y la propia sociedad civil.

Uno de los valores fundamentales que nos debería caracterizar a los españoles debería ser el “IMPACTO SOCIAL POSITIVO”, entendido como acciones sociales y medioambientales, que protejan a nuestro medio ambiente y al ser humano.

Para ello habría que crear una comisión de impacto social y medioambiental a nivel nacional, que destine una cantidad cada año de dinero y recursos, para proyectos de esta índole en todas las ciudades y municipios de España, así como ir ajustando las normas y obligaciones.

Además, deberíamos certificar al país como B-corp, siendo el primer país del mundo en hacerlo, a la vez que ponemos en marcha todos los mecanismos a nuestro alcance para ser carbono neutro en 2050.

Sin duda este gran reto nacional, cambiaría las reglas del juego, y nos situaría en un claro líder global, para sobre este hecho, atraer talento, inversiones y prosperidad.

Sin duda este gran reto es para las personas que realmente aman el mundo, el ser humano y sus valores y están conectados con sus semejantes y el medio ambiente. No importa el sexo, raza o religión, si se cree en estos valores.

En los últimos años, nuestro mundo ha experimentado una gran transformación debido al progreso tecnológico. La revolución digital ha ayudado a superar algunos desafíos importantes. Sin embargo, a pesar de estos éxitos, es necesario un nuevo tipo de revolución para ayudar a mejorar nuestro mundo y nuestra sociedad. Esta nueva revolución liderará la transformación a través de un mundo más equitativo, mejorará la calidad de la salud, producirá productos más sostenibles y circulares, creará un acceso equitativo a la educación en todo el mundo, impulsará la transformación a través de un nuevo sistema de energía renovable, protegerá los ecosistemas terrestres, marinos y naturales y construirá ciudades más sostenibles. Estos desafíos no serán resueltos solo por los gobiernos, las organizaciones benéficas o el altruismo. Necesitamos que cambien estas reglas del juego. Que las instituciones y empresas tengan un impacto integrado en el núcleo de su modelo de negocio.

La buena noticia es que hoy, cada vez más los ciudadanos son sensibles a estos valores.

 

Deja un comentario

¿Te ha gustado? Comparte este contenido
Compartir en linkedin
LinkedIn
Compartir en facebook
Facebook
Compartir en whatsapp
WhatsApp
Más artículos

Te puede interesar...

No hemos podido validar su suscripción.
Se ha realizado su suscripción.

Suscríbete a nuestra newsletter para recibir nuestras novedades.

Usamos Sendinblue como plataforma de marketing. Al hacer clic a continuación para enviar este formulario, consiente que la información proporcionada sea transferida a Sendinblue para su procesamiento de acuerdo con sus términos de uso